El aprendizaje continuo, un factor clave para tu competitividad y la de tu empresa

 In Gestión de las relaciones, Liderazgo

👇👇👇 Danos tu opinión a través de RRSS 👇👇👇

El complejo entorno laboral actual, caracterizado por el cambio, la innovación constantes y la capacidad de liderazgo, hace que el aprendizaje continuo sea una capacidad indispensable para mejorar la competitividad de las empresas y el perfil personal y profesional de sus empleados y colaboradores.

Las personas que muestran esta capacidad de aprendizaje continuo se caracterizan por su motivación y entusiasmo a la hora de desempeñar mejor sus tareas, manteniendo siempre una actitud abierta a la adquisición de nuevos conocimientos que puedan aplicar en su puesto de trabajo.

La capacidad de aprendizaje continuo implica una predisposición continua del empleado a superarse y a mantenerse actualizado en su ámbito de actuación mediante el aprendizaje y la mejora de habilidades tanto técnicas como humanas. Para nosotros las humanas son de las más importantes, ya que estas son fácilmente transferibles a cualquier ámbito. Por eso hemos desarrollado un programa destinado a trabajar el liderazgo individual que sirva como inversión para tu empresa y para ti.

Hoy en día, los departamentos de selección no valoran solo el aprendizaje que ya posee un candidato, sino también su capacidad para adquirir nuevos conocimientos de forma rápida y ágil de acuerdo con las necesidades de la empresa. Por eso te interrumpo en este punto, creo que puede ser muy interesante para ti que hagas nuestra evaluación de competencias que encontrarás pinchando aquí mismo.

Los empleados que muestran una elevada competencia en su capacidad de aprendizaje son personas que aprenden buscando continuamente información novedosa y útil para la mejora de procesos o la resolución de problemas. Son capaces de compartir dicha información y experiencias, transmitiendo a sus compañeros la cultura del aprendizaje continuo y convirtiéndose en auténticos agentes de cambio dentro de la empresa.

Existen algunos aspectos de la personalidad de cada individuo que pueden potenciar estas habilidades de aprendizaje y son estos:

  • Iniciativa como habilidad para aprovechar las oportunidades de obtener nuevos conocimientos. Buena gestión del tiempo con el fin de crear un hábito de aprendizaje diario.
  • Flexibilidad como habilidad para adaptarse a los cambios y mantener una mente abierta a nuevas y mejores formas de desempeñar una tarea.
  • Compromiso a la hora de identificarse con los objetivos de la empresa y de mostrar interés por aprender nuevos conocimientos o habilidades que ayuden a la persona a conseguir esos objetivos comunes de la organización.
  • Constancia es la habilidad que hace perseverar en el afán de mejorar y aprender tanto a nivel personal como profesional.
  • Creatividad, que proporciona el deseo continuo de aprender maneras diferentes de realizar un proyecto, resolver un problema, generar un nuevo modelo de negocio, etc.

 

¿Qué pueden hacer las empresas para fomentar el aprendizaje continuo?

Para muchas organizaciones, el aprendizaje continuo de sus empleados y colaboradores se ha convertido en un importante factor relacionado con la competitividad. Cuanto más completa sea la formación de los empleados, más competitiva, innovadora y creativa será la empresa dentro de su sector. Lo que en nuestros programas de Team Coaching desde 275 € llamamos el Timón del Éxito Profesional

 

 

Por ello, la denominada cultura del aprendizaje pasa a ser una importante herramienta para el desarrollo de toda la organización. Hoy en día, muchas compañías invierten recursos y tiempo en ofrecer y facilitar programas de formación a sus empleados. ¿Cómo lo hacen?

  • Generando políticas y protocolos encaminados a desarrollar la carrera profesional de empleados con potencial de crecimiento.
  • Creando un ambiente propicio para el aprendizaje, en el que se valoren la confianza, la información compartida y el talento como centro del aprendizaje organizacional.
  • Ofreciendo cursos y formación continuada a todo el personal de la empresa, independientemente de su categoría o posición.
  • Mejorando el sistema de comunicación interna tanto vertical como transversal en la organización. La comunicación debe ser abierta y compartida entre los diferentes departamentos y jerarquías.
  • Fomentando la cohesión de los individuos y su espíritu de pertenencia a la empresa con el fin de compartir experiencias y transferir conocimientos de forma eficiente y activa.
  • Promoviendo comportamientos y actitudes que favorezcan las relaciones interpersonales y el trabajo en equipo.

Si las empresas y sus trabajadores quieren seguir siendo competitivos en el mercado laboral actual, necesitarán una constante actualización de los conocimientos relacionados con su profesión o sector. Este aprendizaje continuo reportará una mayor competencia y rendimiento laboral y una gran satisfacción personal al ver que uno es capaz de tomar las riendas de su progreso profesional mediante el aprendizaje. Adquirir esta competencia es esencial a la hora de acceder a un puesto de trabajo, de mantener el que ya se tiene y de mejorar la trayectoria laboral, para ser individuos más empleables y eficientes.

 

Start typing and press Enter to search